Argumento para un idiota

Aaron Fritz Art

 

El tipo era un idiota. Evidencia en mano, fue a confrontar a su mujer.

Los hechos eran simples, el había puesto una cámara filmadora en la habitación, el resultado fue contundente: ella lo engañaba –seamos obvios y digamos que el acto consumado fue en la habitación matrimonial –   y aparte de esto también lo defenestraba con su nuevo amante –que tal si decimos que hacía comentarios denigrantes sobre su miembro-.

La respuesta tradicional a esta situación sería algo asi como el pedido de perdón y sus derivados por parte de ella, o en tal caso fui a buscar a otro lado lo que no me dabas, siempre y cuando el tipo no viniese con revolver en mano, claro.

Pero, astuta la mujer, brindó su mejor defensa: “ésta es una invasión a mi privacidad”. La mina lejos de sentirse culpable, se victimizó al instante, trasladando el problema a su engañado marido.

Un idiota. Una habilidosa.

Esto formó parte de mi almuerzo, breve si los hay. Vianda de pollo más ensalada de zanahoria y un rápido recorrido por los canales de televisión hasta que se hiciera la hora de la peluquería, donde renovaría mi falso color cobre.

A veces hacer recorrido por la mitad de las películas en la tele,  es como abrir un libro en cualquier hoja y esperar que nos dé un mensaje al azar. No es más que otra forma de arte adivinatoria. Si lo vemos así, las runas, las cartas, el tarot; son cuestiones azarosas que caen como caen y nosotros las acomodamos a la situación actual, y si no podemos, hacemos fuerza para acomodarlas.

Visto de afuera, el tipo me parecía un pobre hombre que no podía esgrimir un argumento sensato en defensa propia. Como terminaba siendo victimario en una situación en la cual había sido engañado?

 

Aaron Fritz Art

De la misma manera que termino Eloísa.

Eloísa hizo todo lo posible porque su matrimonio fuera bueno, suprimió todos sus deseos en pos de un deseo común, y siempre le metió para adelante. Terapia individual, terapia de pareja, moteles para reavivar la pasión, deportes en común, cenas románticas, alcohol –no lo recomiendo pero partamos de la base que el alcohol en su justa medida desinhibe y reaviva cualquier cosa que parezca muerta-. En fin, todo lo que la muchacha pudo hacer lo hizo.

Hasta que irremediablemente sólo le quedaba tomar una decisión: separarse.

Nos separamos porque… No va más, no hay entusiasmo, no hay amor, no hay sapos en la panza, y de paso no necesariamente esperamos a que venga otra persona y esto se transforme en dos y alguien más.

Hay veces que tomar algunas decisiones lleva más tiempo del pensado originariamente. Cuatro años fue un tiempo excesivo, y es el dia de hoy que ella se pregunta que podría haber mejorado en su vida si esos cuatro años no hubieran estado perdidos con tanta indecisión y trabajo forzado.

Nada se pierde, eso se repitió. Pero le costó sostener tanto optimismo cuando luego del comunicado, el señor en cuestión no se percataba de que no iba más.

Lo inevitable llegó. La búsqueda de un departamento adicional. Eso de separarse y vivir en la misma casa…..

Los días pasaron y el departamento no aparecía. Claro, es que normalmente no vienen a golpearte la puerta ofreciéndote alquileres. Pero la suerte estuvo del lado de ella, y es asi como un dia de compras en un almacén de barrio, apareció el departamento codiciado, blanco, económico, funcional y céntrico.

El dia llegó y con este el abrazo y la mudanza.

Pero el cuento no termina aquí. Era imposible que un hombre con tanto encanto fuera abandonado así como así – en un día de cuatro años- sin más ni más, tan sólo que porque el amor se esfumara o porque roncaba por las noches.

Entonces empieza la desesperación de no haber escuchado lo dicho, y a buscar el famoso por qué.

Eloísa terminó igual que el tipo idiota de la tele. Su discurso era tan sincero y abierto, que pecó de utópico y fue embarrado por un ex despechado.

Cuando quiso decir algo en su propia defensa –que más se podía decir que no se sintiera?- no se le ocurrió nada mejor que bucear en lo que nunca antes había querido saber.

Fácil. Fue cuestión de media hora en una tarde. Escribió su dirección de Hotmail y entró por primera vez en su cuenta, transformándose en hacker por unos minutos y sin dejar de sentir que estaba violando algo. Fotos, mails de amor, palabras románticas recibidas y escritas casi al mismo tiempo que el tipo estaba hecho pedazos por el abandono injustificado de ella. Y Eloisa que pensaba que sólo las mujeres eran capaces de hacer dos cosas a la vez!

 

Aaron Fritz Art

Pero la defensa no importó, la decisión la había tomado ella, el abrió el paraguas un tiempito antes –igual con el matrimonio estaba todo bien, nada que ver- y   ….. La verdad:  solo hay lugar para unos pocos idiotas en este planeta.

Ahora señores, esto trae moraleja. No importa cuán loable, noble o sincera sea la actitud, ni la certeza de las palabras. Lo importante es la defensa y quién esgrime mejores argumentos aún cuando la situación sea totalmente desfavorable.

Lo ventajoso es tener las palabras a favor, los hechos son secundarios. Seamos testigos de un juicio por ejemplo, en donde el mejor argumento salva al peor culpable -hay peores o mejores culpables?- .

Es una cuestión de ganar o ganar, y puede ser cierto eso de que los últimos serán los primeros, pero no en esta vida.

 

 

Blogalaxia Tags , , , , , , ,
Technorati Tags , , , , , , ,

About these ads

3 pensamientos en “Argumento para un idiota

  1. Tienes razón, lo mejor de todo es una buena defensa, de ser el malo te puedes convertir en el bueno por las palabras de un buen abogado.
    No por ello debemos dejar de ser íntegros y no defraudarnos a nosotros mismos.
    Al final si somos sinceros, nos sentiremos felices de nuestro paso por este mundo.
    Un abrazo

    Me gusta

  2. Sorry I was intrigued, all of a sudden I was getting hits to my web site from half a world away. Best wishes, Aaron Fritz

    Lo siento, estaba intrigado, de repente me estaba visitas a mi sitio web desde el otro lado del mundo. Mis mejores deseos, Aaron Fritz

    Me gusta

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s