Tandil: turismo

collage5.jpg

1 Época de quesos

“Si pasás por Época de Quesos no podés dejar de conocer Tandil”. Tal es la fama que ganó este viejo almacén que no visitarlo es un verdadero pecado gastronómico… Este es uno de los cascos más antiguos de la ciudad, tipo pulpería o ramos generales. Si te gustan las picadas no podés dejar de pasar por acá. Tiene tablas de varios tamaños y con diversas orientaciones (alemana, española), se puede acompañar con cerveza artesanal (tiene bastante cuerpo y es tirando a amarguita) o con vino de la casa. Acompaña la tabla con galleta de campo. Otra opción es tomarse unos mates o un café con leche servido en esas tazas de lata de antaño, se acompaña con pasteles, alfajores caseros y demás artículos de pastelería.

El almacén tiene la opción de comprar sus productos (quesos, fiambres, dulces caseros, vinos, licores, chocolates) los cuales te sugiero que compres con moderación salvo que tengas mucha billetera. Si no querés gastar no dudes en entrar igual, serán bienvenidos igual a conocer el lugar y sacarte algunas fotos.

Atención: no es necesario ir a la hora del almuerzo para picada, ya está dispuesto que cualquier hora es buena para una buena picada tandilense.

Enlace: http://www.epocadequesos.com/

2. El hornero

Si querés comer bien, pero bien te lo recomiendo.

El lugar es una casa vieja reciclada, mantiene contacto visual con la cocina aunque no te preocupes que nada de olores ni humo. Tiene algunos detalles ‘sen’, decoración austera, muy buena atención, los platos son interesantes, muy abundantes y variados.

Enlace: http://www.comercialtandil.com.ar/empresas/el_hornero/index.htm

3 Pizza Pizuela

Este lugar está bueno para ir con chicos, tenemos pizzas, pastas y alguna que otra cosita. Los precios son accesibles y el lugar es encantador. Eso sí: te recomiendo ir temprano ya luego siempre hay gente esperando a entrar.

4 Antares

Llega la noche y nos vamos de copas.

Antares es para mí el bar soñado, tenemos platos livianos como ensaladas, vegetales y demás, y obvio no faltan otros menús más suculentos. Pero la frutilla es la cerveza artesanal: tenemos como siete variedades, entre la cuales si no sos adepto al lúpulo te recomiendo la rubia sin aditivos, es súper suave y va a reclamar que te tomes otra, si ya comiste acompañamos con quesos y una canasta de panes saborizados. Otro lugar que recomiendo para pasar aunque no consumamos nada, imperdible: brewpub en Tandil.

Enlace:http://www.comercialtandil.com.ar/empresas/antares/index.htm

5 Ave María

El lugar es definitivamente paradisíaco, no te lo recomiendo para que reserves una estadía salvo que estés en el top ten económico, es un lugar caro y lo merece. Pero sí podés ir a echarle un vistazo: vale la pena, aún más si tenés la suerte de ir cuando las hojas están cambiando de colores: es que el parque de 40 hectáreas que rodea el casco está diseñado por su propietaria original y en otoño nos brinda un despliegue de innumerables colores: matices marrones, amarillos y hasta rojos. Por suerte tengo una foto rodeada de un millón de hojas doradas.

Se puede acceder al lugar y preguntar como al pasar por una estadía, eso sí traten de que no se les note en la cara el asombro por las tarifas, si se animan pueden tomar un té en su hermoso living amueblado tipo british con vistas al parque. Una delicia.

Ubicación: circuito turístico Paraje la Porteña (para los que no se ubican entrar por la primer entrada de Tandil yendo desde Juárez, ruta 74)

Enlace: http://www.avemariatandil.com.ar/

6 La casa de campo Tandil

La realidad nos llama y es que ahora debemos buscar un lugar donde realmente podamos pagar la estadía, eso siempre y cuando te guste la tranquilidad, entiéndase no necesitar estar en un lugar para hacer sociales con alguien que no conocemos, ni tampoco estar a tres cuadras del centro. Se ubican en la región de la Sierra del Tigre, el lugar es bellísimo, tiene un parque grande y muy bien ambientado, lo recomiendo para los amantes de la lectura, ya que entre frondosas palmeras y otras especies tenemos hermosos bancos de concreto que nos invitan a la lectura. También indicado para los que les gusten las fotografías. El lugar cuenta tan solo con tres cabañas, lo necesario para estar tranquilo, también tiene pileta, cancha fútbol y lo mejor: casa de té. Para los amantes del struddel y del pan casero hecho en horno de barro lo recomiendo ampliamente. La frutillita? Más allá de la casa de té encontramos un camino por el que ascendiendo aproximadamente 20 minutos llegamos a la vista panorámica de Tandil, pudiendo disfrutar desde ahí desde el casco de la ciudad hasta el lago y su famoso chorro de agua.

Enlace: http://www.lacasadecampo.com.ar/

Y bueno, para arrancar tenemos un montón, si vas a Tandil que disfrutes tanto como lo hago yo cada vez que voy.

perro
tandil
turismo
recomendados

Anuncios

2 pensamientos en “Tandil: turismo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s